profile card
Primer mensaje de Alfredo Ramírez Bedolla, gobernador Constitucional de Michoacán a las y los michoacanos


Saludo con todo respeto y amor sincero al pueblo de Michoacán, ¡gracias por acompañarnos en esta tarea tan noble de ayudar a la transformación de la vida publica de nuestro estado y de México; gracias por no doblarse y por darnos el mandato de gobernar nuestro Estado!

Agradezco también la presencia de Grisel, de Javier y Alfredo, faros que han alumbrado mi existencia y que son motivo para luchar por la dignidad de Michoacán

Saludos a todos los invitados …..

¡Hoy!, acudimos a nuestra cita con la historia tras un largo camino de aprendizaje y congruencia. Hemos caminando al lado de nuestro líder histórico, el Lic. Presidente Andrés Manuel López Obrador desde hace ya muchos, pero muchos años. Hemos caminado del lado de las causas justas y las luchas por la democracia y la transformación de nuestro país y de nuestro estado, nos acompaña la lealtad al pueblo, la honestidad, la honradez y la verdad. ¡Somos un pueblo generoso y valiente!. .

Han sido años de mucho empeño, de mucho esfuerzo y de grandes sacrificios, pero bien han valido la pena en la búsqueda de la transformación de nuestra patria.

En los últimos meses han intentado de todo para detenernos, intentaron arrebatarnos nuestros derechos democráticos y el derecho del pueblo a decidir sobre el destino de nuestro glorioso Estado de Michoacán de Ocampo; ¡pero no lo lograron!, ¡no nos doblamos!

La confrontación entre el gobierno estatal y la federación es otro obstáculo para el crecimiento de Michoacán. En otros años se padeció la estrategia bélica y represiva que dejó en el territorio michoacano una estela de violencia y muertes, ordenada por un presidente que estaba obsesionado por ganar lo que las urnas le habían negado: la legitimidad. No hace muchos años, los michoacanos enfrentamos la intromisión artera y prepotente de un mandatario frívolo que tomó por asalto el gobierno estatal.

Ayer concluyó el mandato de un gobierno que decidió confrontarse con el Presidente de la República y que tuvo como resultado de su gestión profesores sin sueldos, programas federales desaprovechados, rezago en el desarrollo regional y metropolitano, incremento de la inseguridad, crisis financiera e instituciones desmanteladas.

Hoy estamos aquí, ante el solio de Ocampo de la mano del pueblo de Michoacán, acompañados de nuestro movimiento pacífico y democrático, respetando a nuestras instituciones electorales y acatando el mandato popular depositado en las urnas el pasado 6 de junio.

¡Somos fundadores de MORENA y forjadores de la Cuarta Transformación nacional; somos obradoristas y cardenistas a mucha honra y leales a los principios del obradorismo y del cardenismo.

Todas y todos los que construimos este triunfo estamos llamados a la unidad, a actuar con responsabilidad y con humildad en armonía con el pueblo de Michoacán para alcanzar la paz y la fraternidad de nuestro pueblo.

Michoacán debe entrar en el sendero de la justicia jurídica y social, que para Melchor Ocampo eran también el camino de la unión y el entendimiento; así fue como asumió su encargo de gobernador del Estado y así es como lo asumimos nosotros, teniendo como ejemplo al Ideólogo de la Reforma.

Melchor Ocampo, tantas veces citado y evocado por nuestra historia y tan poco reconocido por sus logros como gobernador y por su amor incondicional a nuestra Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo es y será inspiración y guía de nuestras buenas acciones y de nuestro buen gobierno.

Son tiempos de cambio para nuestro estado y para nuestras realidades; la mística de nuestro gobierno marcará un nuevo destino para los habitantes de nuestro territorio, nuestra utopía será siempre continuar con la transformación de la vida pública de nuestro estado y de nuestro país.

Ni el saqueo al erario público ni el abandono del gobierno y de sus instituciones alcanzan para hacer de este estado solamente ruinas. Los que han quedado en la ruina moral son los que se van, a ellos que los juzgue la historia y los llamen a cuentas las instituciones de justicia si en sus acciones existen responsabilidades sobre el quebranto de nuestro estado.

Puedo garantizar que en nuestro gobierno habrá justicia para el pueblo de Michoacán, habrá equidad, igualdad y reconocimiento a nuestra pluralidad; respeto total a la autonomía y reivindicación plena a los procesos de auto gobierno de nuestros pueblos y comunidades originarias. Estableceremos las bases para una profunda transformación de nuestras instituciones y de nuestro estado, emprendiendo transformaciones en el corto, mediano y largo plazo.

Seremos un gobierno cimentado en el combate a la corrupción, la austeridad y las buenas prácticas al servicio de la gente. Seremos también un gobierno con vocación y visión para el desarrollo económico; un gobierno humanista y sensible a los grandes problemas de nuestra sociedad.

¡Gobierno con Vocación!

¡Seremos! Un gobierno con una vocación humanista y una visión para el desarrollo, la justicia social y el respeto a los derechos de todas, todos y todes; seremos un gobierno incluyente y plural.

Vocación educativa:

Nuestra vocación estará enfocada en nuestro futuro. Para ello debemos de recuperar, ante todo, el respeto y reconocimiento de los trabajadores de todo el sector educativo, porque es a ellos a quienes confiaremos la formación de nuestros jóvenes y de nuestras futuras generaciones, nunca más un gobierno del estado confrontado con el magisterio y el sector educativo. Garantizaremos el reconocimiento a los derechos de todos nuestros profesores de la educación para fortalecer nuestros modelos educativos y la formación de nuestras niñas y de nuestros niños; al igual lo haremos con nuestros jóvenes y con los estudiantes de los niveles medio y superior.

Con el respaldo del Gobierno de la República, lograremos la federalización de la nómina magisterial y reformaremos nuestros subsistemas y nuestras universidades interculturales, para acabar de tajo con la corrupción y la opacidad presupuestal .

Seguiremos el anhelo de Melchor Ocampo de elevar a nacional nuestra Universidad Michoacana como lo hemos venido impulsando en los últimos años; la UMSHN, tiene que ser el semillero de nuestras nuevas generaciones con una vocación nacional y que juegue un papel trascendental en el fortalecimiento y el desarrollo regional y sectorial de nuestro estado. Mantendrá y se reconocerá en la Constitución su autonomía.

Buscaremos alcanzar en los próximos años un presupuesto base suficiente para que nuestra Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo pueda garantizar una oferta educativa suficiente para nuestro jóvenes. Seremos respetuosos de la autonomía universitaria y estableceremos convenios de colaboración para que sus profesionistas nos ayuden y se involucren en el desarrollo de nuestro estado para que logremos de la mano de todos hacer de Michoacán el Estado del T-Mec por excelencia.

Estado T-Mec

¡Seremos! Un gobierno con vocación para el desarrollo económico y productivo. Potenciaremos nuestra posición estratégica y logística y construiremos una gran alianza para el desarrollo, de la mano de los sectores, económicos, productivos, empresariales, agroalimentarios y agroindustriales.

Seremos el estado T-Mec de México, ofreceremos las mejores condiciones logísticas para la trazabilidad de rutas de exportación, el desarrollo de parques industriales y la atracción de inversión. Buscaremos generar las mejores condiciones tributarias para la llegada de empresas integradoras a nuestro estado y lo haremos de la mano de la federación a través de nuestra buena relación con le gobierno federal y mediante el fortalecimiento a las instituciones estatales en la materia.

Como lo decía Melchor Ocampo:

… ¡Tienes la tradición de los pueblos más cultos de este continente sembrado de las colosales ruinas de su tesón! ¡Tienes la aptitud para las artes y el trabajo de tus razas indígenas! Tienes el desprendimiento y la imaginación de la raza latina que se cruzó en ella… tu posición geográfica entre la civilización cristiana y las civilizaciones de Asia, harán de ti, no la señora del mundo, que el mundo ya no sufre señores, sino el emporio del comercio, de la riqueza y la bienandanza. Serás el país por excelencia, en que la variedad de climas y belleza del cielo, a la infinita variedad de productos, se reúnan la magnanimidad, altas miras y brillante imaginación de los pueblos del mediodía, con la pureza de las costumbres, amor al trabajo, y el espíritu de incansable adelanto de los pueblos del norte…

Vocación pluricultural y territorial ¡Seremos! Un gobierno con vocación pluricultural, territorial con justicia social y respeto al medio ambiente. Construiremos una nueva etapa en la relación con nuestras culturas, pueblos y comunidades originarias; con sus usos y costumbres; su cosmovisión social y sus modelos de autogobierno. Tomaremos ejemplo de sus esquemas de organización y desarrollo exitosos; garantizaremos las condiciones para el acceso al presupuesto directo y participativo y en todo momento seremos impulsores de procesos de escucha y diálogo para la resolución de conflictos.

Reconoceremos públicamente los agravios cometidos en el pasado en contra de nuestros pueblos originarios y ofreceremos disculpas por las malas acciones de los malos gobiernos.

La historia de México y Michoacán tiene páginas luminosas y lo son porque en ellas se mencionan a mujeres y hombres que antepusieron sus intereses para dar la lucha por ideales supremos. Por ello hago un llamado a todas y todos para que hagamos a un lado diferencias y encontremos los puntos coincidentes que permitan salir de la situación difícil en la que nos encontramos.

La convocatoria que hago no es para cumplir una ambición personal, por el contrario, es un llamado colectivo para constituir un gobierno, que sea sensible y que escuche a la gente. Un gobierno que destine los recursos públicos para atender las necesidades de la mayoría y no para cumplir caprichos. Un gobierno que sirva al pueblo y no a los gobernantes.

El gobierno que inicia hoy es heredero de las luchas de los liberales del siglo XIX, que tiene en Melchor Ocampo a uno de sus máximos exponentes, así como de la fuerza transformadora del cardenismo histórico y también es parte del movimiento de transformación encabezado por el presidente Andrés Manuel López Obrador.

La gestión gubernamental estará regida por los principios de la Cuarta Transformación: No mentir, No robar y No traicionar, además de los ideales de los movimientos que han cincelado la historia nacional: la Independencia, la República Restaurada y la Revolución. También serán guía los más altos valores morales y éticos del pueblo michoacano.

Es voluntad de las mujeres y hombres de bien de Michoacán que el ejercicio de gobierno se finque en el diálogo, el consenso y el respeto a las diversas formas de pensar. Estoy convencido que con la participación de todas y todos es posible hacer de Michoacán una tierra de ARMONÍA y RECONCILIACIÓN.

RECONCILIACIÓN con las comunidades indígenas. En este gobierno se escuchará y atenderá la voz de los pueblos originarios, comprendiendo que han desarrollado sus propios mecanismos de organización y gestión.

ARMONÍA con los sectores productivos. El combate a la corrupción y la simplificación administrativa serán la base para la potencialización de la economía michoacana.

RECONCILIACIÓN con el medio ambiente. Se impulsará un programa de reforestación y manejo responsable de los recursos naturales del estado.

ARMONÍA entre los michoacanos. La paz y la justicia serán resultados de que sean atendidas las causas de la violencia, por ello, el programa de seguridad pública irá de la mano con inversión en educación, salud, vivienda y empleo.

RECONCILIACIÓN con el gobierno federal. Los recursos económicos e institucionales federales son necesarios para potencializar el desarrollo de Michoacán, por lo que habrá una comunicación permanente con el gobierno federal y el Presidente de la República.

ARMONÍA entre las instituciones públicas. El Jefe del Ejecutivo Estatal será respetuoso de la división poderes y los principios republicanos.

RECONCILIACIÓN con la Educación. El gobierno impulsará acciones para mejorar los servicios educativos desde el prescolar hasta el nivel superior.

ARMONÍA entre las regiones michoacanas. Este gobierno impulsará el desarrollo regional equitativo por medio de modelos de financiamiento y proyectos de infraestructura.

RECONCILIACIÓN con el arte y la cultura. En este gobierno se promoverán todas las expresiones artísticas de nuestras comunidades, así como la conservación de la riqueza arquitectónica y el patrimonio inmaterial.

ARMONÍA con las Mujeres. No habrá impunidad para aquellos que ejerzan violencia contra las mujeres y la gestión gubernamental tendrá perspectiva de género.

RECONCILIACIÓN con una vida plena. La prevención y el combate a las adicciones será uno de los objetivos centrales de este gobierno.

ARMONÍA en la movilidad. En coordinación con los gobiernos municipales y federal se impulsarán proyectos que reduzcan los tiempos de traslado, además del mantenimiento de caminos y carreteras.

RECONCILIACIÓN con la vida comunitaria. La implementación del presupuesto participativo y directo buscará fortalecer la capacidad de gestión de los encargados del orden y los jefes de tenencia.

ARMONÍA entre la sociedad y el poder público. El gobernador mandará obedeciendo a los michoacanos y la gestión gubernamental se hará a ras de suelo y no en las oficinas.

RECONCILIACIÓN con la juventud. En este gobierno daremos respuesta a las justas demandas de educación y trabajo de la juventud michoacana.

ARMONÍA con la austeridad republicana. Los gastos superfluos serán eliminados y se utilizarán en favor del pueblo, además de que no se promoverán nuevos impuestos y tampoco se incrementará la deuda pública.

RECONCILIACIÓN de la ética con la función pública. Las mujeres y los hombres que trabajen en el gobierno serán de moral intachable y de valores éticos inquebrantables.

ARMONÍA con la Diversidad. Se gobernará para todas y todos los michoacanas, sin importar su condición económica, religión y preferencia sexual.

RECONCILIACIÓN con el pasado histórico. Este gobierno tendrá como referentes el pensamiento y la acción de las mujeres y hombres que han marcado el derrotero de nuestro estado.

Vocación por la cultura, el turismo cultural y nuestras tradiciones

¡Seremos!, un gobierno con vocación por la cultura y por nuestras tradiciones culturales; nuestra relación con el sector cultural va de la mano con la reconstrucción de la PAZ, la reconciliación social y la fraternidad cultural.

Nuestra grandeza y riquezas culturales, de la mano de nuestras ciudades coloniales y nuestros pueblos mágicos, nos ponen en un escenario inmejorable para hacer de nuestro estado el mayor destino para el turismo cultural. Nuestros grandes emblemas como nuestras cocineras tradicionales y nuestra riqueza culinaria, así como nuestros destinos turísticos, nuestras fiestas tradicionales y nuestras artesanías serán nuestra imagen ante el mundo. Haremos de nuestras artesanas y artesanos los guardianes de nuestra preservación cultural.

Impulsaremos el MICHOACÁN DE ORIGEN.

Fortaleza ante los nuevos retos
¡Michoacanas!, ¡Michoacanos! Necesitamos de todas y de todos para hacer frente a los nuevos retos; nos están dejando un estado en la ruina financiera, pero con un espíritu que se fortalece ante las dificultades. Venimos de Morelos y de Ocampo, nos forjamos en su espíritu de fortaleza, nos guían sus principios y sus ejemplos, nos unifica la fraternidad y la visión de desarrollo del general Cárdenas y del general Francisco J. Múgica, y nos impulsa el amor de los michoacanos a su tierra, por eso necesitamos de todos, necesitamos de nuestra fraternidad y de nuestra unidad; son tiempos de volvernos uno solo. Nuestro gobierno no estará peleado con nadie, de aquí en adelante unidad plena entre los michoacanos.

Tenemos que ser fuertes y estar de la mano con el Gobierno de la República, en eso nos hemos concentrado durante estos meses. Sostuvimos reuniones de trabajo con todas las secretarías de Estado del gobierno federal y les puedo decir que nos fue muy bien, hay mucha confianza en nuestro estado y en nuestro gobierno y eso lo sentimos y lo vemos todos los días en el ánimo de la gente. ¡Somos un pueblo grande!, pero debemos de estar unidos y en fortaleza ante los tiempos que tendremos por delante.

Hago un llamado de unidad a todos los sectores de nuestro estado, a los partidos políticos, a las iglesias, congregaciones y fraternidades; a nuestros adultos mayores en particular les pido que nos ayuden con su experiencia a mantener la unidad en nuestros hogares y a fortalecer nuestros núcleos familiares.

Concluyó citando a uno de los michoacanos más insignes, Melchor Ocampo, quien al inicio de su gobierno, dirigiéndose a los integrantes del Congreso les dijo:

El estado en que algunos de nuestros males se encuentran… Con luces, actividad y patriotismo, fácil será irles poniendo remedio. Así lo espero… Todos y cada uno de vosotros sabe que tiene en mi a un amigo: juntos tenéis, además de mi afecto, mi entusiasmo por el bien público y mi respeto… Culpa será, pues, de todos si no hacemos el bien: animados de las mismas intenciones, dirigiéndonos al mismo fin y mereciendo la mutua confianza… y pongamos como medios eficaces la rectitud, la actividad y la constancia… ¡Qué bello ejemplo podemos dar con nuestra unión a nuestros hermanos! ¡Cuán útil lección a nuestros sucesores! ¡Cuán grata memoria a nuestros postreros! Esforcémonos en merecerla ...

Michoacán, requiere de la unidad de los michoacanos para alcanzar La Paz y la Fraternidad.

A los funcionarios del gabinete, les instruyó a conducirse con honestidad, lealtad y amor al pueblo de Michoacán!

Nuestros principios seguirán siendo los de no mentir, no robar y no traicionar al pueblo.

Seremos un gobierno austero y solidario.

¡Amor, con amor se paga!

¡No tenemos derecho a fallarles!

¡No les vamos a fallar!

¡Viva Michoacán!

¡Viva Michoacán!

¡Viva Michoacán!

¡Viva don Jose Maria Morelos y Pavón!

¡Viva Morelos!

¡Viva, don Melchor Ocampo!

¡Viva, Ocampo!